sábado, 13 de mayo de 2017

Más burda cada día




Jorge Bezares



Después de arrancar la campaña acusando al pedrismo de insultar a la Comisión Gestora y de acusar a Pedro Sánchez de “silencio cómplice”, el susanismo señala en su tercera entrega que los barones se han lanzado a la desesperada a intentar evitar que una posible victoria del madrileño fracture aún más al PSOE.

Como locos andan por sus territorios propagando el apocalipsis socialista si la militancia opta por la ilusión, la esperanza y la renovación. Y defendiendo que la abstención que invistió a Rajoy presidente del Gobierno fue por España y los españoles, incluido por Madrid y por Ignacio González, claro está.

Por lo visto, solo si gana Susana Díaz no saltará por los aires el partido de Pablo Iglesias. Con ella, sostienen estos artistas del alambre, los militantes vivirán felices y comerán perdices, y los ríos de leche y miel recorrerán de nuevo la socialdemocracia española.

En fin, los mismos barones que se llevaron por delante a Pedro Sánchez para sentar en Moncloa a Rajoy, los mismos barones que protagonizaron en los idus de octubre un espectáculo público bochornoso, los mismos barones que se pasaron por el forro de los pantalones a los militantes, los mismos barones que han convertido el PSOE en un jarrillo lata del PP, los mismos barones que sustituyeron la gestión por la conspiración… Los mismos barones son los que ahora se erigen en defensores de la unidad del partido y lo proclaman sin que se les caiga la cara de vergüenza.

¿Se acuerdan de aquel España se rompe del PP durante los años de ZP? Pues esto es lo mismo, pero con el PSOE. Dos burdas maniobras de distracción para tapar sus miserias.

Aparte del PSOE se rompe, que propagan voceros que no hace muchos años llamaban a la lideresa andaluza “analfabeta funcional” y que la insultaban con comentarios machistas y sexistas intolerables, el susanismo quiere aprovechar la deserción de Manuel Valls, que se ha pasado con armas y bagaje a las filas de Macron, para sacar rédito electoral.  Y para sacar más petróleo mete en el mismo saco a Corbyn, Hamon, Sánchez… El abismo, en un artículo de Javier Ayuso en El País que abunda en el peor de los miedos, el miedo a la libertad.

Por cierto, después del despliegue de ayer miércoles –portada, editorial, artículo de fondo y páginas interiores-, me asaltan dos preguntas: ¿Está el Defensor del Lector de El País de vacaciones?, ¿el Comité Editorial sigue operativo?

Por cierto, ¿quién será el primer Manuel Valls del PSOE?, ¿abandonarán los barones las filas del PSOE si gana Pedro Sánchez?, ¿el partido elegido para tamaña traición será Ciudadanos, que se ha autoproclamado la sucursal de Macron en España?

Me da a mí, que esta campaña de brocha gorda de los aparatos ‘baroniles’ -cada día que pasa más burda- solo va cosechar desafección. Se nota la mano del sargento chusquero que diseñó este disparate.

Así, con mentiras y medias verdades y a empujones, no se puede ganar ni a los chinos.
Fuente: Público.es

Seguidores